Visión y Misión. Elementos estratégicos

Visión y Misión. Elementos estratégicos

A lo largo de mi carrera como Coach de Empresas, consultor y directivo, ha podido comprobar la importancia que tiene para una empresa tener una buena Visión y una buena Misión.

Son muchas las compañías que no tienen Visión y Misión, y lo peor, las hay que lo tienen puesto en sus webs o en sus folletos y no saben lo que significa, ni siquiera lo conocen sus directivos ni empleados, por lo que realmente es como si no lo tuvieran.

Qué son exactamente estos conceptos, lo voy a explicar de una forma muy sencilla.

Visión: Aquel lugar utópico al que tu empresa o tú queréis llegar. Es el primer objetivo de tu organización, el principal.

Misión: Es la forma cómo vamos a conseguir nuestra Visión. Nuestro segundo objetivo, ya que va a definir la forma de hacer las cosas en tu empresa.

Una vez visto esto. ¿Crees qué es importante saber dónde quieres llegar y cómo lo vas a hacer? Está claro que sí. Si de verdad te has parado a pensarlo serás consciente de la importancia que tienen, como también de que todo el mundo en tu empresa los conozca y los compartan, desde tus directores hasta el último empleado, añadiría más; tus clientes y tus proveedores.

Simon Sinek, gurú del marketing y del management lo complementa con un tema muy interesante, y que él vincula al éxito y permanencia de las empresas, y esto es lo que él llama “Tu Porqué”, el Porqué de tu empresa. La motivación y el principal driver de la justificación de tu proyecto empresarial, y no vale decir que es ganar dinero, que ya se sobreentiende, pero que si es tu único fin seguramente será mal visto por todos, clientes, empleados y proveedores.

Definir tu Visión y tu Misión en realidad es muy simple, siempre que conozcas tu “Porqué”, el problema que nos encontramos es que no todo el mundo lo tiene claro, o no lo ha sabido expresar o se ha quedado obsoleto.  Si no se entienden ambos objetivos tampoco sirven para nada, ya que su efecto se consigue cuando es compartido y la organización vive según se ha dictado en estos dos preceptos, esto implica también el ser consecuente hacer las cosas tal y como hemos definido, no puedes poner en tu misión que una de tus máximas aspiraciones es ofrecer la mejor calidad,  y luego no entregarla, o peor, que todos en tu organización sepan que estás engañando adrede a tus clientes.

Tener claro ambas, la Visión y la Misión te dará una visión muy importante del resto de los objetivos y metas de tu empresa, ya que serán un desarrollo de estas dos primeras, no sólo eso, la manera de proceder para alcanzarlos también está implícita en los mismos.

Tu ActionCOACH te puede ayudar a definir estos dos principales objetivos, de los cuales van a depender todos los demás, no te vaya a pasar cómo Alicia en el País de las Maravillas, cuando llega al cruce y pregunta ¿Qué camino tengo que tomar?, el gato le contestó “depende de dónde quieras ir”, respondió Alicia “no sé dónde quiero ir”. La respuesta fue “entonces da igual cuál tomes”.

Y tú ¿sabes cuál es el camino que tienes que tomar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿En qué podemos ayudarte?